Pagina en Facebook o Sitio Web Propio?

Hace un tiempo que se nota una tendencia en pequeñas y medianas empresas que estan acotando su presencia online, quedandose solamente con una página de Facebook. Haciendo incapie en que dicha red social es gratuita, sin tener en cuenta las limitaciones que se pueden listar a la hora de compararla con un sitio web propio.Algunos ejemplos de porque una pagina de facebook no es la mejor opción:
1- Facebook es una red social, fue pensada para conectarnos con amigos, intercambiar fotos, experiencias, etc.
2- Cuando uno ingresa a Facebook, uno esta aceptando los terminos y condiciones de un tercero, los mismos pueden cambiar de un dia para el otro y de hecho esto pasa en la actualidad, pudiendo perjudicarnos de alguna u otra forma.
3- La cantidad de usuarios que se conectan a Facebook es la mitad de usuarios que tienen acceso a internet, por lo tanto estariamos limitando nuestra presencia online.
4- El diseño de una pagina de facebook es sumamente limitado, mientras que en una web propia no tenemos limites.
5- Una web propia aumenta la confianza del consumidor en la marca, pues implica una planificación y un esfuerzo que garantizan la formalidad del negocio. La naturaleza gratuita de la página de Facebook, así como la facilidad para su creación, pueden generar una falta de credibilidad hacia la organización.
6- Google, su principal competidor, no es muy amigable a la hora de indexar una pagina de facebook.
7- Como todo servicio gratuito, cuando algo no funciona, no tenemos a quien quejarnos.

En conclusión, la presencia de marcas en redes sociales no es mala, es algo que todas las empresas necesitan para estar cerca de sus clientes actuales y potenciales. Lo que es malo es privilegiar a las redes sociales sobre los sitios web.
Por ello Facebook debe ser parte de su estrategia de negocios, no su estrategia de negocios.

Facebook-vs-Website

Comments are closed.

LoadingRetrieving latest tweet...

Back to Top

2017 © Copyright © 2012 · Web Hosting Argentina Jargon, Todos los derechos reservados